Gracias al abaratamiento de los dispositivos electrónicos susceptibles a conectarse a Internet y a la llegada de la nueva tecnología 5G, se va a conseguir una comunicación en tiempo real nunca antes vista.

La cantidad de dispositivos electrónicos donde podremos aplicar soluciones IoT no se limita únicamente a los que están disponibles en el mercado, sino que podemos construirlos por nosotros mismos.

El actualmente denominado movimiento “maker”, provocará que dichos dispositivos se adapten exactamente a las necesidades de los usuarios, y que se fabriquen nuevos dispositivos que antes no existían. Por todo ello, se convertirá en algo habitual en las empresas la instalación de sensores para medir el número de visitantes, cámaras para analizar el tipo de público que nos visita, automatismos para apertura de puertas o para mostrar unos u otros objetos según el público presente o la iluminación o momento del día. Por tanto, supondrá un claro avance el poder dotar de inteligencia a los dispositivos para recabar información que nos ofrezca una mejora de productividad y beneficios, ofrecer publicidad por proximidad o adaptarse en tiempo real a las necesidades de los clientes.

La llegada de las redes 5G a España va a suponer un salto cualitativo en las conexiones móviles, mejorando la latencia a valores inferiores a un milisegundo, en otras palabras, entre 60 y 120 veces más rápido que las latencias promedio 4G. Los expertos, a la vista de los resultados que están ofreciendo las pruebas, esperan que está tecnología permita al IoT alcanzar el máximo potencial, al aportar una capacidad mucho mayor de conexión de dispositivos de forma concurrente y reducir drásticamente el consumo de energía de los dispositivos.

Desde Eurocontrol Smart Solutions ayudamos a las empresas a descubrir el potencial individual de los servicios IoT, estudiando cada caso en concreto. Les propondremos escenarios adecuados para el despliegue de las tecnologías IoT óptimas, orientadas al desarrollo de soluciones basadas en las necesidades concretas de cada cliente, e integrarlas con éxito en las plataformas del cliente.

El tratamiento de los datos será almacenado con total seguridad, algo imprescindible, ya que interactúan con dispositivos cuya actividad puede ser crítica para la empresa y para los trabajadores.  Proveemos a los clientes de la plataforma y la infraestructura necesaria para trabajar con IoT, lo realmente importante al trabajar en la nube, siendo secundarios los dispositivos o sensores.

SOLICITAR MÁS INFORMACIÓN